Archivo de la categoría: Quiénes somos

Un poco más sobre la cultura Uru-Chipaya

Urus, traducido al castellano designa una idea que quiere decir: “Los de la aurora”, según el escritor e historiador Arthur Ponsnasky(+1946), quien por su intenso trabajo de investigación sobre estas culturas identifica en sus escritos:  “se les ha preguntado a los urus, si el nombre de su raza era verdaderamente el de uru, y contestaban que así los llamaban a ellos los aymaras por insulto, porque van por la noche a pescar y cazar, pero el verdadero nombre de su casta es kjotsuñi, lo que quiere decir hombres lacustres”. No se consideraban hombres sino “urus”, la raza primigenia de América.

En la actualidad, los Urus dividen su descendencia en cuatro ramas: los uros del Titicaca (Perú), que viven en las islas flotantes en este mismo lago, y a quienes tuve la gracia de conocer; los urus-Iruhitus, que habitan en el naciente del río Desaguadero (Bolivia); en la actualidad hablan el idioma aymara; los urus-Muratos, habitan en la desembocadura del río Desaguadero, situado en el Lago Poopo, hablan indistintamente el idioma quechua y aymara; y finalmente los urus-Chipayas, que habitan entre el río Lauca y el salar de Coypasa. De estos últimos he de decir que son la etnia más antigua del grupo de los Urus y la que mayor conserva su cultura y sus tradiciones, en cuanto al modo de vivir, comer, vestir, etc. En escritos anteriores he mencionado que aún conservan intacto el idioma originario, el Pukina.

Chipaya

En cuanto a la fisonomía, son distintos a los Quechuas y Aymaras. En el principio, cuando los conocí, recién llegado a la misión, no me encontraba diferencias con respecto a los demás habitantes del Altiplano. Las diferencias las fui notando en la medida que pasaron los días, llegando a la conclusión de que son totalmente distintos a los demás. Y así la misión se fue tornando más apasionante a medida que más y más iba descubriendo lo que es la cultura Uru: conocer día a día su modo de vivir, lo que hacen, su modo de comer de acuerdo al mes en que se encuentran, etc.

A fines de octubre del año 2013 se llevo a cabo un encuentro en la ciudad de la Paz de las  cuatro ramas de Urus, donde, entre otras cosas, representaron cada uno sus vivencias en distintos aspectos tales como la música, la caza, la pezca, poesía y comidas. Un encuentro que duró una semana, con la participación de niños, jóvenes y mayores.

Seguimos en contacto con esta misión del IVE entre los Urus-Chipayas.

Padre Rosendo Tactaca, IVE

Misionero en las tierras de los Urus.

Fiestas patronales en la Parroquia

Para empezar, algo acerca de las Fiestas Patronales de esta querida Parroquia; les contaré acerca de las tres fiestas que voy viviendo siendo párroco de los Urus. Dejo para la próxima lo referente a la parte histórica y tradicional de la imagen y la veneración de los fieles Urus a los Patronos San Joaquín y Santa Ana.

Fiestas Patronales del año 2012

 

Foto de las Fiestas Patronales del año 2012

Algo particular de las fiestas es la gran participación de todo el pueblo, ya que asisten a las oraciones de Vísperas familias enteras, desde el más pequeño al más anciano, y todo en un gran clima festivo.

Empiezan con la concentración en la casa del “Pasante”[1]; se parte de allí hacia la iglesia, bailando al son del tradicional grupo y ritmo autóctono de los “Lichiguayos de la Mamita Santa Ana”. Una vez que llegados a la iglesia, todos se arrodillan y después de un breve momento de silencio encienden cada uno velas para empezar las oraciones, que en otros años eran dirigidas por los catequistas de turno; en la actualidad las dirige el Párroco presente.

Es edificante ver en los fieles Urus su modo particular de rezar, porque una vez que terminan de hacer las preces, todos se arrodillan y con las manos abiertas en sentido de súplica hacen en voz alta y en pukina sus peticiones personales, y muchos hasta con lágrimas en los ojos… ¿que pedirán? No lo sé, pues aún no puedo comprender el pukina.

Una vez terminadas las oraciones salen al atrio de la iglesia, encienden luminarias y continúan bailando al son de los Lichiguayos.

 

 

Dibujo

Para el día siguiente ya todos se disponen a participar de la Santa Misa, a media mañana.

En estos tres años que pude estar para las Fiestas, aproveché para confesar. Aunque los penitentes no eran en abundancia, como se da de hecho en otras fiestas, puedo decir que su número era considerable. Se percibe cómo la falta de hábito para acercarse a la Confesión es consecuencia de la falta de sacerdotes de modo permanente por muchos años.

[1] En una futura crónica explicaré un poco más de esta “institución”, muy común en las fiestas patronales del Altiplano Boliviano.

¡Hola a todos!

Queridos Amigos:

Después de que varios amigos sacerdotes de mi congregación me lo sugirieran he decidido empezar con este espacio. El motivo principal: la posibilidad de hacer, también con esto, del bien a las almas.

chipaya04

Pienso contar aquí las obras que día a día llevamos a cabo en la misión: sacramentos, enseñanza de la doctrina, campamentos, retiros, ejercicios espirituales, oratorio, etc.

Todo esto desde las raíces mismas de la misión: lo vivido cotidianamente, los momentos que quedan grabados a sangre y fuego en la vida de quien ha hecho oblación de todo su ser para no ser esquivo a la aventura misionera.

Por gracia de Dios, soy sacerdote misionero del Instituto del Verbo Encarnado, desde el dia 17 de octubre del año 2009. Fui ordenado en la diócesis de Oruro por Mons. Cristobal Bialasik.

Como misionero en estas tierras del altiplano, al inicio trabajé como ayudante en las Parroquias de otros sacerdotes de mi congregación. En febrero del año 2012 fui nombrado párroco de la Parroquia Santa Ana de Chipaya, de la cual hablaremos aquí, sobre las cosas que nos toca vivir en estas tierras de los Urus.

chipaya01

 

Los Urus Chipayas son una de las etnias más antigua de Sudamérica, conservan muchos aspectos típicos de su vivir primitivo como son el modo de vestir, comidas típicas, y sobre todo el Pukina, idioma propio que siguen hablando hasta nuestros días.

Les pido a quiénes lean estas líneas una oración por nuestra misión.

Dios los bendiga.

Padre Rosendo Tacataca, IVE